¿En que consiste la terapia de ajuste biomagnetico vitalista?

Existen muchas técnicas alternativas de terapia biomagnetica. Todas usan la energía que tenemos cada uno de los seres vivos, la técnica vitalista funciona de la siguiente manera:

Primero que nada, debe ser un ambiente tranquilo y en silencio, ya que se requiere que tanto el terapeuta como el receptor no se distraigan para que sea más efectiva la terapia.

Después de decirnos sus síntomas, dolores, molestias o secuelas causadas por alguna enfermedad procedemos a buscar las causas con la Respuesta Muscular Polisinaptica

Esta como ya vimos en el video activa mecanismos en nuestro cerebro y da respuestas de si y no por medio de la dismetría de las manos, la cual puede ser muy evidente o puede ser muy sutil.

Para hacer esta técnica con seguridad hay que tomar ciertas precauciones pues toda la energía que nos enferma también es contagiosa, y el terapeuta se debe de cuidar de estos contagios para poder ayudar al receptor de la terapia a llegar a la eliminación de los agresores.

Una vez que sabemos cual es el agresor se pone un camino de imanes por donde saldrá toda esta energía mórbida siempre poniendo los imanes con el polo negativo hacia el receptor.

Ahora dependiendo del tipo de ajuste, se usará una o varias técnicas para dar el estimulo necesario al cuerpo para que este elimine el agresor que está causando la acumulación de energía mórbida.

También podemos darle el estimulo necesario al cuerpo para corregir todo tipo de desequilibrio interno, ya sea hormonal, emocional o físico.

Esta terapia implica un gran gasto de energía tanto para el terapeuta como para el receptor de la terapia, por lo que es normal que al finalizar el receptor necesite de reposo.

Una vez finalizada la sesión se le indica al receptor cuales son sus agresores encontrados por medio del uso de la Respuesta Muscular Polisinaptica y cuales alimentos debe de evitar ya que después de un ajuste de este tipo hay alimentos que se vuelven temporalmente agresivos para el organismo.

Dependiendo de la gravedad del síntoma o del malestar es el número de sesiones que se deben de realizar, cuando se trata de un malestar de mucho tiempo es imposible quitarlo en solo una sesión de 1 hora, sin embargo, el alivio es evidente desde la primera sesión.